domingo, 5 de enero de 2014

CROQUETAS DE PUCHERO SIN GLUTEN

  Nada más típico que una croqueta, de origen hispanomusulmán, exponente de la cocina de aprovechamiento en su amplio sentido, (aquí no se tira nada), no hay nada más delicioso que una croqueta bien hecha. No hay bar o restaurante que se precie que no haya puesto alguna vez una croqueta.

   Aunque estamos acostumbrados a hacer croquetas con bechamel, también se hacen con puré de patatas o arroz. Se pueden congelar estupendamente y su único truco es que la masa se despegue de la pared de la sartén, será cuando estarán listas para enfriar y bolear.

      Pero, ¿cuál es tu ingrediente principal preferido? ¿el pollo, los restos del cocido o del puchero, las gambas, el roqueford, de jamón y queso, acaso espinacas? ains... que ricas las de boletus, ¿la morcilla, el chorizo, el jamón serrano, los chipirones en su tinta....? pues eso, todas están tan tan ricas... 
       




Personas: 4
Tiempo: 40 minutos+ refrigeración
Dificultad: Media.

CROQUETAS DE PUCHERO SIN GLUTEN

Ingredientes:



     Los restos de la carne del puchero (pollo, cerdo, ternera)
     1 cebolla y media
     500 ml de leche o la que acepte
     2 cucharadas de almidón de maíz (Maizena)
     2 huevos
     Nuez moscada
     Pan sin gluten rallado
     Harina sin gluten para rebozar
     Sal
     Aceite de oliva suave


Elaboración:




1.- Limpia la carne del puchero y desmenuza, trocea. Lava y pica la cebolla en brunoise pequeña y pocha en una sartén con un poco de aceite, a fuego medio y largo rato hasta que esté transparente y suave.



2.- Añade la carne y mezcla, seguidamente incorpora la Maizena removiendo bien con el cucharón. Deja unos 5 minutos mezclando bien para que luego las croquetas no tengan sabor a harina cruda. Pon sal, pimienta  y un poco de nuez moscada recién rallada.
3.- Ahora añade la leche, que debe estar a temperatura ambiente para ayudarnos a deshacer los grumitos, aunque con el almidón de maíz puede ser fría porque se disuelve mejor.
4.- La leche se añade poco a poco y se va removiendo la masa. La cantidad dependerá de la cantidad de carne. 
5.- Sigue moviendo la mezcla hasta que se despegue de las paredes de la sartén y no se pegue a los dedos. Pon en una bandeja y deja enfriar. Cuando se haya enfriado un poco metemos en la nevera tapada con un film de plástico a ras. Dejamos unas horas en frío.



6.- Bolear las croquetas con las manos o con ayuda de unas cucharas, también puedes usar una manga pastelera. las pasamos por huevo batido y después por pan rallado sin gluten, al que podemos picar perejil rallado.
7.- Freímos en abundante aceite muy caliente.

     "C´est fini"; exquisitas croquetas sin gluten.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si tienes alguna duda, sugerencia, o simplemente quieres añadir o decir algo, hazlo aquí: